Suelo dividir en dos tipos a las personas en las calles y el transporte público de Barcelona: los que son capaces de llevar una mochila a la espalda, los audífonos puestos, e ir por la vida con la tranquilidad de quien no piensa en los carteristas y sus manos invasivas abriéndose paso entre sus objetos personales, y los que no somos capaces de llevar mochila o, en su defecto, cuando la llevamos vamos tan paranoicos que no logramos quitar la mano del cierre.

La terapeuta dice que no soy precavida sino paranoica. No hay que ser excepcionalmente inteligente para entender que “paranoica” no es un adjetivo que esté entre los “buenos”, entre las características deseables de la personalidad.

Por estos días, Barcelona está sacudida por una borrasca. Los paraguas rotos se desbordan de las papeleras, las motos estacionadas se caen de lado y mis cincuenta kilos y yo hemos salido volando más de una vez.  Me hace gracia cuando se me moja el pelo, porque por minutos puedo sentirme como Elizabeth Bennet en Orgullo y prejuicio. En las borrascas y adversidades meteorológicas también hay dos tipos de personas: los que tenemos miedo a que la rama de un árbol salga volando y nos aplaste y los que no piensan en ello.

Ayer le pregunté a mi hermana si aquello no le daba miedo. “Nunca lo había pensado”, me respondió. Ayer también fue el día en el que pude llorar.

Le digo a la terapeuta que no quiero llorar porque no soy una víctima ni quiero serlo. Ella me dice que uno deja de ser una víctima cuando reconoce que la está pasando mal pero que tiene herramientas para enfrentarse a ello. No solo tengo las herramientas, las estoy utilizando. Me siento mejor y me permito llorar todo lo que tengo atravesado.

Hay que esculcar la retórica para buscar lo propio y recogerlo. Con cuidado, tratando de no cortarse los dedos con los vidrios rotos.

Ayer compré un libro que me costó 91 céntimos pero por cuyo envío tuve que pagar cuatro euros. Algunas cosas, como casi todo en la vida, se compensan entre ellas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s